Facebook Twitter Google +1     Admin

ADIÓS A LAS ARMAS

20090416041411-emilio.jpg

Las dificultades económicas y la escasez de fogueo internacional son algunas de las principales causas del retroceso de la esgrima cubana en los últimos años.

EMILIO LÁZARO HERRERA VILLA,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

foto: EMILIO  HERRERA PÉREZ

Ausente casi una década del podio de premiaciones en grandes eventos internacionales, la preselección nacional de esgrima enfrentará en abril próximo el reto de los Juegos del ALBA (Alternativa Bolivariana para Las Américas), cuando las primeras estocadas de dicho torneo comiencen a sonar en los salones de Pabexpo.

Cuba, considerada antiguamente una potencia  en este deporte, no logra alcanzar los primeros lugares del podio de premiaciones desde Sydney-2000.  La medalla de  bronce obtenida por el equipo masculino de florete en esa ocasión, fue el último lauro olímpico hace nueve años. Por otro lado, a partir de 1999 ningún cubano se ha situado entre los primeros lugares en Campeonatos Mundiales.

Contrastan las estadísticas presentes con el exitoso currículo por Copas globales y citas Olímpicas de la mayor de las Antillas, en la etapa de 1983 a 1999, reflejado en las seis preseas áureas, siete  plateadas y  once bronceadas.

“Hace meses no escucho noticia alguna sobre los esgrimistas”, aseguró David de la Vega, estudiante de la carrera de Ingeniería Automotriz en la Ciudad Universitaria José Antonio Echeverría (CUJAE).

La falta de cobertura de los medios de comunicación, según los instructores de esta disciplina, se debe a la poca participación de los deportistas cubanos en eventos internacionales.

“En un momento fuimos parte de la vanguardia de este deporte. La participación era muy amplia. La caída del campo socialista influyó mucho en el rendimiento deportivo de los muchachos, porque allí participábamos constantemente en torneos de gran prestigio, junto a los mejores tiradores del mundo”, explicó Nelson Guevara Herrera, entrenador de la preselección nacional de florete femenino.

Según Jorge Valdés, seleccionador del equipo masculino de espada, la falta de choques con rivales extranjeros conlleva al desconocimiento de las tácticas enemigas.

“Por no participar en competencias de envergadura  se dejan de acumular puntos en el ranking a escala global. Esto último disminuye las posibilidades de los antillanos, que deben chocar con los primeros del orbe en los campeonatos mundiales, y quedan así  eliminados en un primer momento sin discutir las preseas,” señalo el entrenador Valdés.

En las Olimpiadas de Atenas-2004, la nación caribeña ocupó el puesto 20 gracias al espadista Andrés Carrillo. Luego, se perdió el dominio continental en los Panamericanos de Río de Janeiro-2007, al finalizar en el  tercer escaño con tres medallas de oro, una de plata y dos de bronce.

En los Juegos de Beijing, la sablista Mailín González y la floretista Mileydis Compañy, únicas representantes de la Mayor de las Antillas, no pasaron la ronda de las 32 mejores.

Además de ausentarse de los torneos élites mundiales y solo participar en pocos de ellos como la Copa del Mundo Villa de La Habana, la esgrima nacional presenta otras limitantes que dificultan su rendimiento.

La carestía de los implementos dificulta los entrenamientos. Un florete puede llegar a costar 100 dólares: “Este es un deporte de naciones ricas como Francia, Italia y Rusia. Para nadie es un secreto la situación económica del país, la falta de armas, caretas y demás accesorios dificultan el rendimiento, y ocasiona un retroceso en los resultados,” afirmó Leonel Bacallao, entrenador de la especialidad.

Por otro lado, Pedro Enrique Gómez, entrenador del equipo nacional de espada femenina, comentó que el escaso financiamiento aleja las aspiraciones del plantel de retornar a la cúspide global. 

“No ha habido una regresión en la calidad de los muchachos, sería injusto decir eso, el problema radica en la falta de condiciones propicias para entrenar,” precisó el profesor Gómez.

“Estar pendientes a la llegada a tiempo de las armas repercute en nuestro rendimiento y afecta nuestra psiquis porque estamos atentas de si estas aparecen o no, pues debemos adaptarnos a  ellas semanas antes de competir,” aseguró Marisol Oña, integrante de la preselección nacional de espada femenina.

Misleydis Compañy, catalogada como la mejor floretista cubana en la actualidad, expresó su deseo de participar en los juegos del ALBA, aunque escaseen las condiciones propicias para entrenar: “El equipo carece de floretes y el torneo empieza dentro de 15 días, pero me siento segura pese a las dificultades, porque vencí en la pasada edición”.

Cada atleta debe tener como mínimo tres espadas para el perfeccionamiento de sus habilidades. La selección nacional solo cuenta con una por cada deportista. El armamento queda inutilizable con relativa facilidad, de tener algún problema con la punta, o partirse por el uso excesivo.

Además de la falta de roce internacional y la escasez de recursos, existen otros problemas que le impiden mejores resultados a las esgrimistas: “Carecemos de una masificación de la disciplina, por lo cual, hay dificultades con la captación de talentos”, afirmó el profesor Nelson Guevara.

“Cada día hay menos niños interesados en practicar esta modalidad. Si lo comparamos con otros tiempos se verá un retroceso. Debemos trabajar  desde la base  para lograr un buen desempeño”,  aseguró Andrés Carrillo, subcampeón panamericano de Río de Janeiro-2007.

Sin embargo, según María Mercedes del Risco, miembro de la Comisión Nacional de Esgrima, el principal obstáculo para lograr triunfos en este deporte radica en las trabas financieras impuestas por la Federación Internacional de la disciplina, que impiden a las naciones subdesarrolladas competir al más alto nivel.

Ficha técnica:

Tema: El descenso de la calidad de la esgrima cubana con respecto a otras épocas.

Propósito: Demostrar con hechos el retroceso en los resultados obtenidos por los esgrimistas cubanos, y explicar sus causas.

Objetivos colaterales: Consultar opiniones especializadas que le den una solución a esta interrogante. Explicar las condiciones en que está entrenando el equipo nacional de esgrima, y cómo esto repercute en sus resultados. Argumentar el efecto negativo de la  carencia de fogueo internacional en el desempeño de la selección. Mencionar la falta de masificación del deporte como factor influyente en el nivel de nuestros atletas, al no garantizar un relevo inmediato.

Fuentes:

Entrenadores de la Selección Nacional de Esgrima:
Leonel Bacallao- Entrenador de florete femenino
Nelson Guevara Herrera- Entrenador de florete femenino
Pedro Enrique Gómez – Entrenador de espada femenina
Jorge Valdés- Primer entrenador del equipo masculino de espada

Miembros de la Comisión Nacional de Esgrima:
María Mercedes del Risco

Atletas:
Misleydis Compañy- primera figura del florete femenino
Marisol Oña- integrante de la Selección Nacional de Espada
Andrés Carrillo- Subcampeón panamericano de Río de Janeiro 2007

Periodista:
Héctor Miranda. Periodista de Prensa Latina

Opinión no especializada:
David de la Vega- estudiante universitario de la carrera de Automotriz en  la Ciudad Universitaria José Antonio Echeverría (CUJAE).

Documentales:
Artículos de Internet:
Radio Cadena Agramonte. “Esgrima en Cuba: ¡en guardia! ….¿listos?...¡Adelante!”  Por Jorge Navarro Torres
Foro de la Federación Internacional de Esgrima
“Las bases del deporte de alto rendimiento en Cuba.” Autores: Profesores Eloy Labrada Santos, Alexey Almaguer Rodríguez, y Jorge Luis Sánchez Llorente
Enciclopedia Encarta 2008

Tipos de juicios:

Está presente el de valor, en la opinión del entrenador Nelson Guevara referente a la primacía histórica de Cuba en este deporte. Utilizo el hipotético, porque se dan varias hipótesis de la problemática principal, planteada por los entrenadores Pedro Enrique Gómez, Nelson Guevara y el esgrimista Andrés Carrillo. También el analítico, por las reflexiones válidas con respecto a la situación actual de la esgrima cubana por parte del entrenador Leonel Bacallao.

Tipo de título: De alusión a título literario

Tipo de lead: De contraste

Soportes:

Hecho: El esgrima cubano no está en su mejor momento, no tiene relevancia en competencias internacionales.

Contexto: Los atletas no tienen armas para entrenar, y eso dificulta  un buen rendimiento. No participan en casi ningún torneo global. Además, el país carece de un relevo asegurado porque cada día hay menos niños interesados en la disciplina.

Antecedentes: La falta de recursos en los últimos años ha impedido la interacción de los atletas con otros extranjeros para elevar su rendimiento. La carencia de masificación del deporte en estos tiempos hace que no tengamos asegurado un relevo adecuado en la disciplina.

Textos complementarios: Cuadro demostrativo de las disciplinas del esgrima. Tomado de: Enciclopedia Microsoft Encarta 2008



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris