Facebook Twitter Google +1     Admin

PLANTAS QUE ALIMENTAN CARROS

20130201042147-alejandro.jpg

Este año terminan las investigaciones para la producción de biocombustibles en el país y su aprovechamiento en motores de combustión interna.

ALEJANDRO ROJAS ESPINOSA,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

Para disminuir el consumo de petróleo e impulsar la protección del medio ambiente, el Centro de Tecnologías Energéticas Renovables (CETER) concluirá este año el proyecto de obtención de biocombustibles a partir de plantas no comestibles.

Este plan se desarrolla en el Instituto Superior Politécnico José Antonio Echeverría (ISPJAE) y cuenta con una donación de la Embajada de Bélgica en Cuba, ascendente a 300 000 euros para construir laboratorios, adquirir utensilios, preparar la infraestructura y  costear becas de doctorado en Europa.

Ramón Piloto, jefe del grupo de investigación del CETER, explicó que utilizaron semillas de Jatropha Curca, una planta cuyo aceite no es alimenticio, y que sometida a procesos químicos sirve como biodiesel para motores de carros de combustión interna. En el país su aplicación permitiría sustituir la importación del oro negro entre una y dos toneladas al año por cada hectárea cultivada.

Jatropha resiste grandes tiempos de sequía, el uso de pesticidas no es importante para su cultivo y puede vivir hasta 40 años; también brinda la posibilidad de obtener analgésicos de las hojas y su savia puede ser utilizada en el tratamiento de tumores.

Las grandes plantaciones están en el oriente del país, pero se preparan extensas hectáreas en el occidente para promover la siembra, ya que entre los inconvenientes de su uso está el almacenamiento de las semillas que, durante la transportación, pueden descomponerse y terminar desechadas.

Los biocombustibles son una fuente de energía renovable proveniente de la materia orgánica originada a partir de un proceso biológico y son menos contaminantes que el diesel y la gasolina. Pueden ser utilizados en estado puro o mezclados con otras sustancias carburantes para su mayor aprovechamiento.

Esta fuente de energía disminuye notablemente las emisiones de gases tóxicos desprendidas por los autos y supone una disminución de entre un 25 y 80 por ciento de las emanaciones de dióxido de carbono al medio ambiente, reduciendo el efecto invernadero producido por las industrias y el transporte, agregó Piloto.

Indira Pérez, investigadora del grupo, expresó que en el proceso de obtención del combustible se logra glicerina, una sustancia aprovechable en la creación del biogás, cosméticos y jabones; esto representa un beneficio más del uso de la Jatropha, pues no de desdeña casi nada.

El género Jatropha cuenta con 17 subespecies alrededor del mundo y se ubica detrás de las palmas, las algas y los cocoteros como las plantas que más rinden en la producción de combustibles alternativos.

Naciones como la India e Indonesia dedican grandes territorios al cultivo de esta planta, dado que empresas petroleras como la British Petroleum y DaimlerChrysler se muestran interesadas en su explotación.

Ramón Piloto agregó que en Cuba el empleo de los residuales industriales para estos fines no pasó la fase experimental, ya que no eran suficientes para producir el biocombustible demandado en la sustitución de importaciones.

Pie de foto: A la izquierda, semilla de la planta, principal fuente de aceite. A la derecha, Jatropha Curca utilizada en la investigación y posteriormente en la producción.

Ficha Técnica:

Tipo de título: Llamativo.
Tipo de lead: Sumario de Para qué.
Tipo de cuerpo: Lead + Pirámide Invertida + Datos Adicional.
Primer valor noticia: Interés colectivo.
Otros dos valores noticia: Actualidad, Proximidad.
Tipo de fuentes declaradas: No documentales, Documentales.
Tipo de noticia: Blanda, ligera.

31/01/2013 21:21 islalsur #. Medio Ambiente


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris