Facebook Twitter Google +1     Admin

CUBA ENFRENTA LA CONTAMINACIÓN AMBIENTAL

20130728054701-thu.jpg

Datos de la Oficina Nacional de Estadísticas demuestran que cada año, más del 30 por ciento de los cubanos sufren de enfermedades respiratorias y otras asociadas con la contaminación del aire.

THU TRAN LE ANH,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

Con el dominio del fuego por el hombre comenzó la contaminación del aire, pero con el proceso de industrialización el fenómeno alcanzó otra dimensión. Cuba no está lejos de este problema medioambiental que perjudica hoy a todo el planeta.

Según una investigación realizada en 1970, el Ministerio de Salud Pública (MINSAP) creó las actividades de atención a la calidad del aire, pero actualmente la contaminación es un problema que afecta mucho a la sociedad y  a la salud del  ser humano.

Osvaldo Cuesta, especialista del Instituto de Meteorología, explica que la contaminación es provocada mayormente por las fábricas e industrias de tecnologías, y por el propio hombre que  no posee los instrumentos necesarios para combatirla.

“El uso de las técnicas viejas en la producción, los servicios y el transporte, la mala calidad de la higiene básica y el desarrollo urbano no planificado también influyen de manera negativa en el cuidado del aire”, dijo Cuesta.

La contaminación del aire es un problema

En el libro Sensibilización medioambiental, de Francisco López, se explica que “la contaminación es una modificación indeseable del ambiente, ocasionada por la introducción de agentes físicos, químicos y biológicos en cantidades superiores a las naturales, las cuales resultan nocivas para la salud humana, dañan los recursos naturales y cambian el balance ecológico”.

Juan Pérez, especialista del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), en La Habana, comentó: “No solo Cuba se afecta por los elementos directos de las fábricas. El tema está llamando la atención de muchos especialistas con un mismo objetivo que es resolver más rápido la situación del medio ambiental en todos los países". Argumentó también que muchas personas consideran que la limpieza del aire ha mejorado considerablemente en los últimos años, aunque todavía persisten preocupaciones  respecto al tema, principalmente en las ciudades.

Por su parte,  Maritza González, del Departamento de Medio Ambiente en la refinería Ñico López, confirmó: “En nuestra fábrica tenemos un departamento que funciona como un equipo responsable. Este maneja las soluciones de entornos y propone, cada mes, posibles soluciones para reducir la contaminación ambiental, especialmente la provocada por la actividad industrial.”

Esperanza Rodríguez, una abuela de 63 años que vive al lado de la “Ñico López”, en el municipio de Regla, comentó que la chimenea de la industria contamina el aire debido al humo y al polvo que expulsa, pero que, además, atenta contra la vida del ser humano.

Estudios ofrecidos por el CITMA demuestran que la mayoría de las industrias cubanas han elevado los contaminantes atmosféricos, ya que han emitido a la atmósfera dióxido de azufre, monóxido de carbono, sulfatos y ozono que afectan a los trabajadores y las personas que viven cerca de ellas.

Juan Pérez también expresó que en La Habana existen personas expuestas a fuentes fijas de contaminantes atmosféricos y que no cuentan con zonas establecidas adecuadamente alrededor de una industria, donde no deben existir asentamientos humanos y elaboraciones sin filtros para disminuir la contaminación.

Alertar la calidad del aire

Cuba posee un sistema que permite alertar la calidad del aire y ofrece recomendaciones y soluciones al beneficio de la salud y del medio ambiente. Esto sucede gracias a la acción del MINSAP, el cual creó una red urbana que permite solucionar los principales problemas que confronta la población en este sentido.

Cuesta manifestó, además, que el Centro de Contaminación y Química Atmosférica, del Instituto de Meteorología, estableció un sistema de vigilancia regional de la contaminación atmosférica.

El especialista abundó en que esto controla las propiedades químicas de la lluvia, aerosoles y concentraciones de los principales gases contaminantes de los elementos químicos y nitrógeno.

“Tenemos que entender que es de vital importancia proteger el aire porque él garantiza nuestras vidas; debemos velar porque las industrias no lo contaminen, con lo cual estaremos velando por la salud de las personas que trabajan en ella o viven en sus alrededores”, dijo Raúl Romero, trabajador de la Ñico López.

“Por la situación que genera en la salud, se han tomado medidas legales tanto nacionales como internacionales que favorecen la calidad del aire, pero aún se deben lograr acciones más decisivas”, afirmó Juan Pérez, del CITMA.

La existencia de agencias o instituciones encargadas de la protección del medio ambiente, responsables de que se apliquen los requerimientos, normas y se establezcan estándares de calidad del aire para las sustancias peligrosas, no es garantía del cambio en la situación actual.

En el libro “La contaminación atmosférica”, del autor Derek Elsom, se expone que existen instrumentos que son utilizados como equipos  de control de contaminación en la fábrica o en vehículos. Lamentablemente, no todas las industrias poseen estos mecanismos que pueden ser muy costosos.       

Adivinar el futuro de la salud

Datos de la Oficina Nacional de Estadísticas afirman que cada año más del 30 por ciento de los cubanos sufren enfermedades respiratorias y otras asociadas con la contaminación del aire, tanto en ambientes interiores como exteriores.

Esto sucede porque las industrias cuentan con chimeneas de baja altura y no disponen de medidas de control para la disminución del aire descompuesto, lo que aumenta la acción contaminante.

“También afectan la práctica de actividades agropecuarias no apropiadas que llevan a elevados volúmenes de contaminantes, que pueden dañar la salud humana, los ecosistemas y los recursos materiales”, agregó Mario Luis Pérez, técnico del Hospital “Calixto García.”

Patricia González, especialista de Higiene y Epidemiologia en La Habana, dijo que entre los contaminantes que afectan la salud de los individuos destacan los óxidos de nitrógeno, hidrocarburos no quemados, ozono y otros oxidantes fotoquímicos. Esto puede alterar las moléculas indispensables para los procesos bioquímicos y fisiológicos del cuerpo humano.

“El aire contaminado de las industrias incrementa el asma, severidad en el deterioro de la función pulmonar y con mayor frecuencia en la presentación de las enfermedades respiratorias de niños y adolescentes”, añadió Juan Pérez.

“Nuestra vida se dañó mucho por los gases de la combustión del central azucarero Martínez Prieto. Además de los ruidos técnicos, recibimos también día a día una cantidad de humo y polvo. He pensado mudarme, pero no es posible en este tiempo cuando todo es costoso”, manifestó Diana María Valdés, estudiante en la CUJAE.

Asimismo, dejando atrás el tema “salud”, la contaminación atmosférica ocasiona daños a la economía, a la vegetación, a los animales, alteraciones del medio ambiente y efectos psicológicos y orgánicos sobre el hombre.

¿Cómo luchar contra la contaminación?

En 1972 se celebró la Primera Conferencia sobre el Ambiente Humano de la Organización de Naciones Unidas, en la que muchos gobiernos aprobaron leyes necesarias para limitar las emisiones de contaminantes químicos tóxicos al ambiente.

Por el grado alarmante y muy preocupante del problema, la Asamblea Nacional de Cuba creó las leyes para proteger el medioambiente y la salud humana, llamada el Ley 81 de Medio Ambiente.

El artículo 24 del capítulo III Licencia Ambiental de la ley del Medio Ambiente, refiere: “Toda actividad susceptible de producir efectos significativos sobre el medio ambiente o que requiera de un debido control a los efectos del cumplimiento de lo establecido por la legislación ambiental vigente, estará sujeta al otorgamiento de una licencia ambiental por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente de conformidad con lo que al respecto estipule ese organismo, quien establecerá asimismo los tipos y modalidades de dicha licencia”.

María Martínez, trabajadora en la Facultad de Biología, Universidad de La Habana, precisa que es importante preservar el medio ambiente y en especial la salud humana y el cumplimiento de los compromisos internacionales asumidos por el país.  

En el capítulo VII sobre la Atmósfera, el artículo 118 dice que la contaminación de la atmósfera no debe sobrepasar los niveles de sustancias extrañas permitidas por las normas establecidas y reducir y controlar las  emisiones de contaminantes a la atmósfera.

Reinaldo Díaz, especialista del Programa de Contaminación Atmosférica y Salud, explicó que hay tres unidades de Observación, Diagnóstico y Pronóstico de la Contaminación Atmosférica, que corresponden a la atención primaria, áreas de salud municipales y el tercero a la provincia, y la nación dicta estrategias.

El especialista añadió que el primer sistema de este tipo, hecho por primera vez en el municipio habanero de 10 de Octubre, pues es un territorio que tiene cerca fábricas que son fuentes de contaminación como una termoeléctrica, planta de gas, vertedero de desechos sólidos y la bahía de La Habana.

Hay otras medidas para prevenir la contaminación del aire como el inventario y registro actualizado de las fuentes fijas de contaminación y la evaluación de sus  emisiones, así como las medidas correctivas necesarias para casos de contingencias ambientales por contaminación atmosférica. Cuba es un país que a pesar de ser pequeño posee medidas importantes para proteger el aire.

Pie de foto: El problema ambiental está dañando a la atmósfera cubana.

FICHA TÉCNICA:

Tema: La contaminación del aire por los elementos químicos en las fábricas e industrias en Cuba.

Propósito: Conocer consecuencias de este fenómeno y las afectaciones a la salud de la población.

Objetivos colaterales: Mostrar la situación real de Cuba en esta problemática. Analizar las causas que han generado el aumento de que el aire se contamine. Explicar las medidas que pueden prevenir la contaminación por aire. Decir los daños que causan al organismo este fenómeno.

Estrategia de fuentes:

No Documentales: Fuente| Tipo de fuente| Tipo de juicio

Osvaldo Cuesta, especialista del Instituto de Meteorología. | Implicada, protagonista, testigo, especialista| Valorativo y sintético.

Juan Pérez, especialista del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) en La Habana| Implicada, protagonista, testigo, especialista| Valorativo, analítico y sintético.

Maritza González, al frente del Departamento de Medio Ambiente en la Refinería Ñico López| Implicado, protagonista, testigo, especialista | Valorativo y sintético.

Esperanza Rodríguez, una abuela de 63 años que vive al lado de la Refineria Ñico López | En contra, testigo| Valorativo.

Raúl Romero que trabaja en la Refinería Ñico López | testigo, en contra| Valorativo.

Mario Luis Pérez, técnico del Hospital Calixto García | Implicada, protagonista, testigo, especialista| Analítico.

Patricia González, especialista de Higiene y Epidemiologia en La Habana| Implicada, protagonista, testigo, especialista| Valorativo, analítico y sintético.

Diana María Valdés, estudiante de la CUJAE| Implicada, testigo, a favor| Valorativo.

Reinaldo Díaz, especialista del Programa de Contaminación Atmosférica y Salud. | Implicada, protagonista, testigo, especialista| Analítico y valorativo.

María Martínez, trabajadora en la Facultad de Biología, Universidad de La Habana| Implicada, protagonista, testigo, a favor, especialista| Valorativo.

Documentales:

“Sensibilización medioambiental”, de Francisco López.

“La contaminación atmosférica”, de erek Elsom.

Oficina Nacional de Estadísticas.

Conferencia sobre el Ambiente Humano de la Organización de Naciones Unidas.

Ley 81 de Medio Ambiente aprobada en Cuba (11-Julio-1997).

Soportes a emplear:

Hecho: En el año 1970 el Ministerio de Salud Pública creó las actividades de atención de la calidad del aire, pero hoy la contaminación es un problema que afecta mucho a la sociedad y  a la salud de las personas.

Contexto: Uso de tecnologías en las fábricas e industrias que no tienen los instrumentos necesarios para evitar el daño ambiental.

Antecedentes: Datos de la Oficina Nacional de Estadísticas demuestran que cada año, más del 30 por ciento de los cubanos sufren de enfermedades respiratorias y otras asociadas con la contaminación del aire.

Proyecciones: Teniendo en cuenta las medidas aplicadas por la Instituto de Meteorología y Ministerio de Salud Pública se puede evitar esto en el país (crear un sistema de vigilancia regional de la contaminación atmosférica, organizar las actividades de atención a la calidad del aire y crear una red urbana que permite solucionar los principales problemas que confronta la población en este sentido).

Tipo de título: Genérico.
Tipo de entrada: De sumario.
Tipo de cuerpo: Bloques temáticos.
Tipo de transiciones: Uso de muletillas como asimismo, sin embargo, por otra parte, etc. 
Tipo de cierre: De proyección o futuro.

27/07/2013 22:47 islalsur #. Medio Ambiente


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris