Facebook Twitter Google +1     Admin

ACOSO CIBERNÉTICO

20131004231410-angie.jpg

Cyberbullying como consecuencia del mal uso de las nuevas tecnologías.

ANGIE KATHERINE RUÍZ LUQUE,
estudiante de cuarto semestre de Comunicación Social,
Universidad Cooperativa de Colombia, Sede Bogotá.

Se genera aumento de violencia entre jóvenes o menores de modo online; la diversificación de un sistema de comunicación apoyado por las nuevas tecnologías permite la presencia de este tipo de fenómenos causantes de la problemática en el mal desarrollo de la juventud.

El cyberbullying, o acoso cibernético, siendo uno de los problemas más marcados en el desarrollo social de los jóvenes o adolescentes en el día a día ha causado problemas de desarrollo en las identidades o personalidades por las amenazas, burlas o indirectas afectantes a la seguridad psicológica y emocional de estas personas víctimas del  matoneo.

Causante de esto se encuentran primordialmente las TIC (tecnologías de información y comunicación), generando los contrastes psicológicos que afectan la autoestima, la dificultad de concentración, conllevando a casos de depresión y, principalmente, a los suicidios vinculados directamente con este tipo de fenómeno.

Pretende causar angustia emocional, preocupación, ya sea psicológica, física o sexual por medio de  páginas o todo tipo de medio en los cuales se pueda obtener información sobre la víctima; en la mayoría de los usuarios agredidos se observan como consecuencias a su bienestar emocional el estrés, la humillación, ansiedad, ira, impotencia y fatiga.

Sin embargo, no es muy frecuente que se encuentre algún tipo de enfermedad física. En gran parte de estas situaciones el individuo acosado tiene una pérdida de confianza en sí mismo, lo cual afecta su desarrollo cotidiano y de ahí a su metabolismo por la falta de apetito debido a depresiones.

Se denominan nuevas tecnologías a pesar de que son medios de comunicación que para muchas de las personas usuarias de estas han pertenecido a su desarrollo desde muy pequeños y se han convertido en herramientas integradas en sus relaciones. Aunque para muchos adultos la implementación de las TIC ha sido para relaciones laborales, para la juventud se ha convertido en el centro de toda comunicación, por lo cual se han roto las tradiciones de la retroalimentación y de la comunicación  bidireccional.

“El ciberbullying consiste en la utilización de los medios electrónicos o nuevas tecnologías usadas para agredir, acosar, o causar algún tipo de intimidación sicológica y que naturalmente se convertirá en algo físico y emocional en las victimas, brindándole seguridad con el anonimato que lleva el atacante”, manifiesta María Margarita, psicóloga infantil, de la Fundación Más que una imagen, institución encargada de llevar casos de jóvenes o adolescentes de baja autoestima, principalmente con problemas de orden alimentario y que entre sus miembros cuenta con personas que han pasado por este tipo de dificultades de acoso cibernético.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris