Facebook Twitter Google +1     Admin

¿DEJAR SIN LÁUREOS A LAURA?

20140517143737-rocio.jpg

Martínez de Carvajal y del Camino, la primera cubana en graduarse de Medicina, es una de las figuras en las que se ha ensañado el olvido.

Este trabajo obtuvo Premio Relevante en el Forum de Historia de la Universidad de La Habana, 2014.

ROCÍO RAMOS SUÁREZ,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

A pesar de haber sido la primera mujer cubana en recibir el título de Medicina, Laura Martínez de Carvajal y del Camino continúa en la historia como una figura olvidada y desconocida; en 2014 se cumplen 125 años de su graduación en Ciencias Médicas, sin embargo, son pocos quienes dentro del gremio afirman conocerla.

La doctora María Julia de Lara, en el Cuaderno de Historia de la Salud Pública, consigna que Martínez Carvajal matriculó a los trece años en la Universidad de La Habana en las carreras de Físico−Matemática y Medicina. Fue una joven que rompió las barreras de prejuicios sociales imperantes en su tiempo, se incorporó a la grey estudiantil universitaria, integrada solamente por el sexo masculino, y logró graduarse el 15 de julio de 1889 de una profesión científica, hasta convertirse en la pionera de la oftalmología en Cuba.

Dicho documento, considerado como la biografía más completa de la médica cubana, asevera que la vida y obra de Martínez Carvajal  ha sido estudiada hasta en los aspectos más insignificantes, con el fin de que las futuras generaciones conozcan acerca de las primeras figuras que en la profesión más humana del mundo.

Sin embargo, Miguel Ángel Penichet Gallo, estudiante de Medicina de segundo año del Policlínico Docente Plaza de la Revolución, aseguró que, “a pesar de recibir la asignatura de Historia de la Medicina en Cuba, no tengo la menor idea acerca de quién fue  Laura Martínez de Carvajal y del Camino".

Desde la Facultad de Medicina Humberto Arocha, en el municipio de Güines, provincia Mayabeque, comentó la estudiante de primer año, Ivette Pérez Luján, que aunque cuenta con excelentes profesores de Historia, no conoce de la existencia de Martínez de Carvajal.

Del mismo modo, Roberto Márquez López de Vivigo, alumno de segundo año de Periodismo en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana, manifestó que mientras hacía una investigación sobre la primera mujer cubana en recibir el título de Medicina, le fue difícil encontrar variedad de fuentes. "Es una figura prácticamente desconocida", aseveró.

Josefina Ortega, licenciada en Historia del Arte y responsable de la sección Memorias, en la revista La Jiribilla, expresó que lamentablemente, poco se conoce de Martínez de Carvajal fuera de los predios académicos.

Según estudios realizados por el fallecido doctor Gregorio Delgado García, Laura junto a su esposo, el doctor Enrique López Veitía, asistió a numerosos congresos médicos que se realizaron en la época y colaboró en varias publicaciones, entre ellas, Notas fisiológicas, Observaciones clínicas, Ocular leprosy, así como en los tres volúmenes de Oftalmología clínica.

Por su parte, Amparo María Ballester López, filóloga y especialista en edición de textos, explicó en el blog sobre poesía, historia, y otros temas de Villa Clara y Cuba, que Laura y Enrique fueron verdaderos ejemplos de oftalmólogos consagrados.

"Aunque su historia se desconoce bastante, ambos abrieron un consultorio de oftalmología clínica en la Habana Vieja, que se terminó de construir en el año 1886 y luego fue trasladado a la manzana que hoy ocupa la heladería Coppelia, en la populosa zona de El Vedado, donde estuvo hasta fines de la década de los años 50 del siglo XX", continuó la especialista.

Acerca de los obstáculos que enfrentó Martínez durante sus estudios en Medicina, Mahely Olivera, profesora auxiliar de la Facultad de Estomatología Raúl González Sánchez, de La Habana, manifestó que fue discriminada, al punto de tener que realizar las actividades para conocer la anatomía humana los sábados y los domingos, pues no le permitían hacerlo con el resto de sus compañeros.

La Carvajal fue miembro del Bando de Piedad, fundado para dar cobijo a niños y animales desamparados, y cuando su esposo falleció, construyó una finca llamada El Retiro, situada en las cercanías del municipio El Cotorro, donde abrió una escuela gratuita para enseñar a  los pobres y trabajó sin cesar, hasta que el 24 de enero de 1941, murió de tuberculosis.

Félix Moreira, profesor de Historia de la Medicina en el Policlínico Docente Plaza de la Revolución, expresó que Laura ha quedado en el desconocimiento y podría deberse al contexto histórico en que se desenvolvió el personaje.

“Estamos hablando de una mujer que siempre se mantuvo en el silencio y simplemente nunca fue retomada como significativa. El hecho de que Martínez de Carvajal no esté en el programa de las asignaturas de Historia, depende de que quizás se considera que hay personas más importantes y próximas que analizar. Sin embargo, sigue siendo una prioridad retomar figuras como estas en los programas docentes, aunque en realidad es una idea que se viene planteando  desde hace mucho tiempo", manifestó Moreira. 

Pie de foto: Laura Martínez de Carvajal y del Camino fue la primera oftalmóloga de Cuba.

Ficha técnica:

Tipo de título: Título llamativo.
Tipo de lead: Lead de contraste.
Tipo de nota interpretativa: Explicativa.

Tema: En 2014 se cumplen 125 años de la graduación en Ciencias Médicas de Laura Martínez de Carvajal y del Camino, la primera mujer cubana en recibir el título de Medicina.

Situación problémica: A pesar de haber sido la primera médica cubana, es una figura desconocida, incluso para los estudiantes de Ciencias Médicas.

Objetivos colaterales: Saber por qué no se conoce a esta figura siendo la primera mujer cubana en recibir un título de Medicina. Cuestionar el motivo de que los estudiantes de Ciencias Médicas, a pesar de recibir la asignatura de Historia de la Medicina en Cuba, no conozcan a Martínez de Carvajal. Recurrir a opiniones de profesores que expliquen la causa de que no se tenga a esta personalidad en los programas de estudio y saber qué proyecciones se han trazado al respecto.

Estrategia de fuentes:

Documentales:

De Lara Julia María, Cuaderno de Historia de la Salud Pública, 1964, Empresa Consolidada de Artes Gráficas.

Sitio: http://islalsur.blogia.com/temas/cuba−curiosa/.php. Nota Curiosa "La primera Médica de Cuba", del estudiante de Periodismo Roberto Márquez de Vivigo, publicado en el blog Isla al Sur de la profesora Iraida Calzadilla.

Sitio: http://vebiclara.wordpress.com/ Artículo "Laura Martínez de Carvajal: Una vida dedicada a la medicina", publicado por la profesora Amparo María Ballester López en su blog Berviclara.

Sitio: www.sld.cu/sitios/histología/temas.php, aportes del fallecido doctor Gregorio Delgado García al sitio de Histología en Infomed.

Sitio: www.lajiribilla.cu. Artículo "Laura Martínez de Carvajal", de Josefina Ortega, Historiadora de Arte y encargada de la sección Memorias de la revista La Jiribilla.

Activas:

Miguel Ángel Penichet Gallo, estudiante de segundo año de Medicina en el policlínico docente Plaza de la Revolución.

Ivette Pérez Luján, estudiante de primer año de Medicina en la Facultad Humberto Arocha, en el municipio de Güines, provincia Mayabeque.

Roberto Márquez de Vivigo, estudiante de segundo año de Periodismo en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana. 

Doctora Mahely Olivera, profesora auxiliar de la Facultad de Estomatología Raúl González Sánchez, de La Habana.

Félix Moreira, profesor de Historia de la Medicina del policlínico docente Plaza de la Revolución.

Soportes:

Hecho: Laura Martínez de Carvajal, la primera médica cubana, es una figura prácticamente desconocida. Este año se cumple el aniversario 125 de su graduación.

Antecedentes: Fue una figura que, por ser mujer, siempre se mantuvo en silencio y nunca fue rescatada como una personalidad trascendental. En su tiempo, el médico debía ser hombre, con una serie de características inalterables y conservadoras. No se ha incorporado en los programas de estudio de asignaturas como Historia de la Medicina en Cuba, porque se entiende que hay figuras más próximas e importantes que tratar.

Contexto: Existen muy pocas fuentes tanto documentales como activas que revelen datos de Martínez de Carvajal. Los estudiantes de Medicina, por lo general, no la conocen, aún cuando se trata de una de las primeras figuras en la profesión.

Situaciones colaterales que pudieran incidir: En el desconocimiento de esta personalidad pudieran incidir situaciones colaterales como la poca importancia que se le atribuye a esta figura, tal vez por su condición femenina, de ahí que no se ha incluido en ningún plan de estudio, ni que se le haya dedicado análisis, pues la única biografía suya de la que se tiene constancia hasta hoy, es el Cuaderno de Historia de la Salud Pública, de la doctora María Julia de Lara, publicado en 1964.

Proyecciones: Incluir figuras como Martínez de Carvajal, en la docencia, es una proyección que, como dijera el profesor Moreira, se tiene desde hace ya algún tiempo. Se espera seguir insistiendo en este tipo de planteamientos para que los estudiantes tengan la oportunidad de acercarse a personalidades cimeras, no solo en la Medicina, sino en la historia en general.

Tipos de juicios:

Analíticos: Están presentes en las intervenciones de todas las fuentes.

Disyuntivos: Está presente en la contraposición de las fuentes, cuando los estudiantes de Medicina dicen no conocer acerca de la primera médica de Cuba, a pesar de que según el Cuaderno de Historia de la Salud Pública, la obra de esta mujer ha sido estudiada minuciosamente.

De valor: Cuando el profesor Moreira explica las causas del desconocimiento de esta figura.

Proyectivos: Se manifiestan cuando el profesor de la asignatura de Historia de la Medicina en Cuba, expresa las ideas que se persiguen, desde hace muchos años, para incorporar a este tipo de figuras en los programas docentes.

 



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris