Facebook Twitter Google +1     Admin

¿UN MÉDICO PARA 120 FAMILIAS?

20140525133354-walkiria.jpg

De una población de 25 200 núcleos en el municipio habanero de Boyeros, cada especialista de la Atención Primaria tiene a su cargo un promedio de 175, aunque la cifra puede incrementarse hasta los 425.

Texto y foto:
WALKIRIA JUANES SÁNCHEZ,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

El Nivel Primario fue creado para distribuir 120 familias por cada consultorio. Pero hoy, en el municipio Boyeros, la cifra asciende a 175 hogares, según datos aportados por la doctora Maricela Ledesma, directora de Salud Pública en esa localidad habanera.

La directiva no es ajena a las consecuencias que ello deriva en la población, pues “ahora enfrenta las desventajas de un horario de solo media jornada para una mayor cantidad de personas, largas colas, menos frecuencias en las visitas de Terreno”.

Una de las prioridades de las nuevas transformaciones en el sistema de salud cubano es solucionar los problemas que laceran la Atención Primaria, en especial el déficit de personal existente en ese nivel.

“Con el propósito de garantizar los recursos humanos para los consultorios, la Universidad de Ciencias Médicas de La Habana es centro de formación para más de 100 mil estudiantes entre todos los cursos”, explicó el director provincial del Ministerio de Salud Pública (MINSAP), doctor Reinol García Moreiro, en la Mesa Redonda del 26 de marzo del presente año (2014).

El documento oficial del MINSAP, Transformaciones Necesarias en el Sistema de Salud Pública, emitido en noviembre del 2010, expone: “Se cumplirá con el programa del Médico de la Familia como concepción preventiva de la medicina, para influir en el hombre y su medio”, y más adelante suscribe que se dispondrá para ello de los consultorios y los recursos humanos necesarios, los que “atenderán una población hasta 120 familias”.

Sin embargo, en Boyeros la situación ha roto este precepto y es difícil satisfacer las necesidades de los pacientes. El doctor Alejandro Torres, quien atiende el ambulatorio 25 de la zona Capdevila,  señaló que un médico de familia necesita más tiempo para la comunidad, y “como no hay suficientes galenos yo atiendo tres consultorios, en media jornada no puedo visitar las 425 familias que pertenecen a estos”.

Como consta en el documento oficial del MINSAP para la Atención Primaria, los horarios de terreno y la frecuencia de estos son coordinados según la dispensalización, la cual se divide en cuatro grupos: personas sanas, en riesgo, enfermos, o en rehabilitación. Y señala que “de acuerdo a la situación de cada consultorio el médico deberá priorizar los pacientes”.

Lázaro Marcelo Rojas, cuyo consultorio corresponde a la zona de salud del policlínico Salvador Allende, padece de una parálisis facial, por lo que su médico de familia debe visitarlo en los horarios de terreno. Pero el paciente comentó que desconoce la ubicación de su consultorio y que nunca lo han visitado.

A su vez, Edilberto Alcorea Pupo, paciente del consultorio 23 del área de salud de Santiago de las Vegas, cuya afección pulmonar debe ser atendida sistemáticamente por su médico del nivel primario, expresó que dejó de visitarlo porque “siempre tiene mucho trabajo y muy poco tiempo para los pacientes, es más fácil ver al especialista del policlínico”.

En contraposición, Susleidis Lio Gómez, gestante atendida en el consultorio 10 de Boyeros,  aseguró que el médico y la enfermera se preocupan por su salud y la visitan con regularidad. “Siempre están en los horarios de consulta, brindan muy buena atención”, agregó.

Para una extensión territorial de 134,8 kilómetros cuadrados, el municipio cuenta con 186 consultorios habilitados para mil cien habitantes por cada uno, según datos de la Oficina Nacional de Estadísticas e Información (ONEI).

La doctora Ana Fernández, quien atiende el consultorio 8 en Boyeros, comentó que su total de población aumentó de 500 a 1 221 habitantes (de 125 a 279 familias), “debido a esto, los horarios de consulta y Terreno no son suficientes. Tengo que remitir muchos pacientes al especialista, porque el tiempo no me alcanza para examinarlos con detenimiento. La alternativa es priorizar enfermos críticos y el Programa Materno-Infantil (PAMI)”.

Por su parte, la doctora Yaima Sosa Rodríguez, encargada del consultorio 19 de la zona correspondiente al policlínico Salvador Allende, opina que existen medicamentos que pueden ser liberados, “así eliminarían el paso indiscriminado de personas por el nivel primario sin tener padecimiento alguno, solo para pedir una receta. Esto nos roba mucho tiempo”.

Garantizar los servicios de la Atención Primaria continúa siendo un reto. Para los médicos entrevistados el déficit de personal de salud ocasionado por las diversas misiones que cumplen, incluso en el exterior, y la cantidad de consultorios en malas condiciones, son los motivos por los cuales el modelo de 120 familias ya no es factible, y la atención comunitaria en su faceta preventiva ha perdido calidad. 

Pie de foto: “Como no hay suficientes galenos, yo atiendo tres consultorios. En media jornada no puedo visitar las 425 familias que pertenecen a estos”, señaló el doctor Alejandro Torres, zona Capdevila, municipio Boyeros.

Ficha Técnica:

Tipo de título: Genérico.
Tipo de lead: Especial de Contraste.
Tipo de nota interpretativa: Explicativa.

Tema: Servicio médico en los Consultorios de Familia, en el municipio habanero de Boyeros.

Situación Problémica: Déficit de personal de salud en la Atención Primaria.

Objetivos colaterales: Demostrar la importancia de Nivel Primario de Salud en la comunidad. Explicar cómo afecta el déficit de médicos de familia a los pacientes. Qué se está haciendo para solucionar el problema.

Estrategia de fuentes

Documentales:

Mesa Redonda de día 26 de marzo del 2014.

Documento de la Oficina Nacional de Estadística e Información (ONEI).

Transformaciones Necesarias en el Sistema de Salud Pública, MINSAP, noviembre 2010.

Atención Primaria, Ministerio de Salud Pública (MINSAP).

No documentales-Activas

Oficiales: Doctor Reinol García Moreiro, director de Salud Pública, La Habana; Doctora Maricela Ledesma, directora de Salud Pública, Boyeros, La Habana.

Implicados: Doctor Alejandro Torres, consultorio 25, Capdevila, Boyeros, La Habana; Doctora Ana Fernández, consultorio 8, Boyeros, La Habana; Doctora Yaima Sosa Rodríguez, consultorio 19, Altahabana, Boyeros, La Habana.

Testigos: Positiva: Susleidis Lio Gómez, paciente del consultorio 10, Boyeros, La Habana; Negativos: Lázaro Marcelo Rojas, paciente, Altahabana, Boyeros, La Habana. Edilberto Alcorea Pupo, paciente del consultorio 23, Santiago de las Vegas, Boyeros, La Habana.

Soportes:

Hecho: Actualmente un médico debe cubrir hasta tres consultorios, y no satisfacen las necesidades individuales de la población.

Antecedentes: Ceración del Nivel Primario concebido para 120 familias con el propósito de atender de manera cercana cada ciudadano.

Contexto: Déficit de médicos debido a las misiones que cumplen, incluso en el exterior. Pocos consultorios para el número de población, muchos de estos en mal estado.

Situaciones colaterales que inciden: Desconocimiento por parte de los pacientes sobre la función del Nivel Primario. Falta de interés por parte de estos sobre el tema.

Proyecciones: Formación de futuros profesionales de la salud para cubrir el déficit en la Atención Primaria.

Tipos de juicios:

Fuentes oficiales: juicios lógicos, analíticos.

Implicados: juicios valorativos y juicios lógicos, analíticos.

Testigos: juicios valorativos.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris