Facebook Twitter Google +1     Admin

EL DRAMA Y LA INTIMIDAD DE MARINA CANO

20140630040339-cinrhya.jpg

CINTHYA GARCÍA CASAÑAS,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación, 
Universidad de La Habana.

La Escuela de Fotografía Creativa de La Habana (EFCH) acogió la exposición de la española Marina Cano (Santander, 1979), quien llegó a nuestro país mediante coordinación con la Fototeca de Cuba.

Uno de los aspectos novedosos de la muestra fue la presentación del libro Drama & Intimidad, que recoge en seis capítulos momentos salvajes y misteriosos a través de imágenes tomadas en Kenia, Sudáfrica, Inglaterra y Cantabria.

Sobre este, su segundo libro, la artista expresó: "Drama & Intimidad me encuentra con África tatuada en la piel. Quienes habéis estado sabéis de esa pasión que altera el resto de tus días. Con este déjá vu africano me despierto, me duermo y sueño cada momento en que no estoy allí."

Entre las razones por las cuales funcionan y resultan atractivas las imágenes está el enfoque. La autora usa, por lo general, el diafragma cerrado con el fin de mantener enfocados tanto los animales como el paisaje, las nubes y el cielo. Al ser fotografías de naturaleza, la iluminación es totalmente natural. Los rangos de luces posibilitan un equilibrio entre todos los parámetros, lo cual contribuye a la simplicidad visual.

Todas las fotos tienen una profundidad de campo adecuada, pues resaltan a un mismo nivel la figura y el fondo. En cuanto a la exposición, uno de los elementos con los que se define su obra es la intencionalidad, que media entre la aparición de colores claros y oscuros.

No sorprende mucho saber que Marina procedía del mundo de la música antes que el de la fotografía, pues sus trabajos así lo demuestran.  Sus imágenes están dotadas más de lenguaje musical que visual, poseen ritmo y tiempo; no solamente vamos a ver encuadres, profundidad de campo y otros aspectos técnicos, sino que disfrutaremos de algunos detalles que habitualmente en las instantáneas de naturaleza, no vemos.

La obra de la española se caracteriza por un acercamiento intimista, una visión especial y artística a la fauna, alejada del documentalismo tan frecuente en este tipo de fotografía, así lo demuestra una de sus imágenes que fue portada de la revista National Geographic Viajes.

Hay algunos fotógrafos que tienen "duende", Marina es, sin duda, una de ellos. Su habilidad para extraer la esencia de un instante y dejarlo suspendido en una imagen constituye un talento notable. Esto queda reflejado en el libro Drama & Intimidad, donde convierte un simple momento en poesía visual.

A menudo se dice que estos artistas capturan imágenes, pero me atrevo a decir que a Cano le sucede lo contrario: los animales la han capturado a ella. Centra su composición en la fauna, pues se considera comprometida especialmente con nuestro planeta y los animales amenazados. Espera que su trabajo llegue a tocar el corazón de la gente, no solo por la calidad y el gusto estético de las fotografías,  sino por la sencillez con que lo expresa.

Busca, con la difusión de este libro, compartir una vez más, la vida salvaje mediante sus experiencias, y es que en Marina Cano habita una niña y ambas miran a través de sus ojos. Una pone la técnica y la otra el sentimiento. Una dice dónde y la otra dice cómo. Y ambas, de la mano, tienen mucho mundo interior para expresar.

Pie de foto: El libro recoge más de 80 instantáneas de la fauna del continente africano.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris