Facebook Twitter Google +1     Admin

DEL CAMPO CUBANO A LA PINTURA

20141209150053-laura.jpg

El Coloquio “Homenaje a Samuel Feijóo” abordó el trabajo de este intelectual en la plástica, como reflejo de auténticas tradiciones.

Texto y foto:
LAURA MERCEDES GIRALDEZ COLLERA,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

La obra pictórica de Samuel Feijóo fue la ruta conductora del coloquio  realizado del 15 al 17 de octubre (2014) en la Casa del Alba Cultural, en homenaje a su centenario, donde se exhibió esa faceta menos conocida del artista.

“El pintor villaclareño reflejó en su labor plástica la vida rural, el folclore oriental, los genuinos valores culturales de la región mediante los güijes, las madres de agua, las palabrotas y letreros. Además, plegó sus cuadros de paisajes cubanos con una mirada aventurera”, señaló la curadora de la cita, Darys Vázquez. 

Dibujo inquieto, elegancia y un uso delicado del color caracterizan los cuadros del creador de expresiones conocidas internacionalmente como earth art (arte de la Tierra), land art (arte del paisaje), ecological ar (arte ecológico), body art (arte corporal), quien, además, hizo énfasis en escenas íntimas, pasajes modernistas y humor criollo.

“En su obra vemos salir de aquí y allá el mundo cubano que pudo ver… Su pintura se parece a él y viene del campo, del paisaje, del pueblo, cuya entraña creadora supo describir. Suyo es el dicharacherío y la flor blanca…”, expresó Roberto Fernández Retamar, director de Casa de Las Américas, al dar lectura al pasaje “Samuel Feijóo, pintor a la intemperie”.

Adamelia Feijóo, hija del “sensible Zarapico”, leyó el artículo “Remembranzas del padre, el artista, el peregrino de mis sueños” en la apertura del evento teórico que formó parte de la exposición  “Samuel Feijóo: el rumor de mis destinos”, exhibida en el Memorial José Martí.

El programa propuso conversar acerca del quehacer creativo de este intelectual cubano, de quien no se tienen profundas investigaciones que abarquen su obra plástica, donde abundan los bodegones, paisajes y naturalezas muertas.

En el encuentro se presentó, además, el documental La Isla y los Signos, dirigido por Raydel Araoz, que recreó la infancia, juventud y madurez artística del autor de Juan Quín Quín en Pueblo Mocho.

Las facetas como cineasta, editor y literato fueron abordadas por Virgilio López Lemus con el texto “La poética personal en la pintura de Samuel Feijóo”, y Daina Rodríguez González se pronunció acerca de “Cauces para la poesía, los signos del Zarapico”.

“Defender el lugar de este hombre en la cultura cubana es un hecho de elemental justicia. Bastaría repasar algunos títulos publicados para comprender su labor impregnada de dolor ante la maldad y crueldad humanas”, ratificó el poeta Alpidio Alfonso.

Pie de foto: Roberto Fernández Retamar expresó que Feijóo, ese monstruo criollo de la naturaleza, supo dibujar los instantes más altos de la pintura rural.

Ficha técnica:

Tipo de título: Genérico.
Tipo de lead: Sumario de Qué.
Tipo de cuerpo: Lead + Dato adicional + Pirámide normal.
Tipo de fuentes: Directas, No documentales.
Tipo de información: Ligera, Blanda.
Valor noticia: Prominencia de los protagonistas.
Otros dos valores noticia: Proximidad o cercanía. Actualidad.  
 



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris