Facebook Twitter Google +1     Admin

TIEMPO DE PAZ

20120921150758-anabel.jpg

ANABEL MIERES PÉREZ,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

La Habana– De pocas carnes, pelo corto y acné juvenil. Así apareció por primera vez en la gran pantalla compartiendo escena con Laura de la Uz, en ese entonces un rostro joven y poco conocido del cine cubano. Nadie imaginaba en aquella época que el nombre del bisoño coprotagonista de Hello Hemingway sería, años más tarde, recurrente en los medios de comunicación cubanos y europeos por su carrera como cantante.

Desde Mulata, el primer fonograma, Raúl Paz revela la preferencia por la música tradicional de su archipiélago, predilección que mantiene a pesar de desarrollar su talento en predios parisinos. Su más reciente producción, En casa, es muestra de que la distancia de la tierra natal no implica el olvido de los orígenes.

Los rubios rizos y la sencillez de su vestuario se han convertido en la imagen que lo identifica, al igual que el olvido de las letras de canciones de su autoría. Pero esta última característica no es visible cuando se trata de recaudar capital con sus conciertos para los damnificados de fuerzas de la naturaleza que dejaron, a su paso, provincias cubanas desprovistas de la sombra de árboles y hogares.

Amigos de Paz fue el acertado título escogido para la presentación, que además de devolver la alegría a familias cubanas, dejó ver que la modestia no es privativa de sus espectáculos, sino un rasgo también de su personalidad y que más allá de un apellido, Paz es un objetivo.

Su presencia en los distintos medios es muestra de que no existe terreno desconocido para el cantante, quien evidencia en cada presentación, la carencia de la excentricidad que en ocasiones padecen los artistas.

Educado y desenvuelto es este personaje, quien en cada entrevista revela sin ostentación alguna, hechos poco conocidos de su carrera artística y que son ejemplos del reconocimiento que tiene su música en el mercado internacional.

Con una voz peculiar, da a conocer a los que gustan de su repertorio a un hombre que lleva sus raíces a cada escenario foráneo, en donde canta con toda seguridad: “Siempre cubano me quedaré”.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris