Facebook Twitter Google +1     Admin

HACIA UNA MAYOR INTEGRACIÓN SOCIAL

20140721121221-lisandra.jpg

La Asociación Nacional de Ciegos y Débiles Visuales (ANCI) preparó un Proyecto de Ley que será valorado por la Comisión Jurídica de la Asamblea Nacional el próximo año.

Texto y foto:
LISANDRA AGUILAR WONG,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

La Asociación Nacional de Ciegos y Débiles Visuales (ANCI), desde su fundación el 19 de julio de 1975 ha tenido como objetivo lograr la plena integración social del discapacitado visual. En este sentido, Pinar del Río encamina sus esfuerzos y se ha fortalecido tras el VII Congreso que sesionó en La Habana el 28 de noviembre, donde fueron llevadas distintas necesidades y problemáticas de sus asociados.

A estos temas hace referencia Alejandro Acosta Morales, presidente provincial de dicha organización, quien ofrece un enfoque de la realidad del discapacitado visual en la provincia Vueltabajera.

-¿Por qué la ANCI necesitará 10 000 firmas?

La ANCI dispuso un Proyecto de Ley para personas con discapacidad visual que fue aprobado en su VII Congreso. En manos del Ministerio de Justicia la norma legal será presentada a  la Comisión Jurídica de la Asamblea Nacional cuando esta última sesione (2014) con el fin de que sea valorada.

En el caso de no ser aprobada se generarán 10 000 firmas de asociados en todo el país, la organización cuenta con 32 000 integrantes, pero necesitaremos de la Asociación Cubana de Limitados Físico Motores (ACLIFIM) y la Asociación Nacional de Sordos de Cuba (ANSOC) para obtener más fuerza a la hora de presentarlo.

La Comisión Nacional de Asuntos Jurídicos, Estatutos y Reglamentos recopiló 56 propuestas de modificación formuladas en las respectivas Asambleas Municipales y Provinciales, 35 fueron utilizadas para su elaboración.

-¿Qué se tuvo en cuenta a la hora de elegir las propuestas?

El nivel de coincidencia en algunas de ellas, así como la improcedencia de otras, por ser contrarias a la naturaleza de la organización.  De igual forma, existieron propuestas contenidas en los actuales Estatutos.

-¿Cuáles fueron los temas más recurrentes en la recopilación?

Trataron acerca de los fines de la asociación, las condiciones y requisitos para el ingreso, la emulación, el régimen disciplinario, el tratamiento a los dirigentes administrativos y demás trabajadores asalariados.

-¿Qué beneficios aporta para los débiles visuales e invidentes la ANCI?

Los objetivos por los que se creó la organización están basados en la rehabilitación integral, que se hace en los Consejos Populares de la provincia de Pinar del Río, integrados por áreas sociales creadas tanto en la vivienda de un asociado como en los organismos de los cuales recibimos apoyo. Un profesor los guía en la realización de tareas como limpiar, lavar, cocinar, planchar, pelar viadas, hacer pequeños zurcidos y utilizar el bastón.

-¿De qué organismos reciben apoyo? ¿Cómo se manifiesta?

Nos apoyan las casas de Cultura y sus técnicos; de igual modo desde los Consejos Populares con sus promotores, para integrarnos en manifestaciones como la música y el teatro, y participamos en encuentros de escritores.

Educación contribuye al pleno desarrollo de nuestros integrantes. Estamos hoy representados en todos los niveles de la enseñanza. A través de la Escuela Especial de Ciegos, recibimos los instrumentos que necesitan los pequeños como regletas, punzones para escribir, papel y máquinas para el sistema Braille.

En lo laboral, la organización es apoyada por la Subdirección de Empleo del Ministerio del Trabajo. Hoy en la provincia existen 353 asociados trabajando.

Con el deporte también existe un fuerte vínculo. A partir de la colaboración de esta dirección y sus instructores en los combinados deportivos, realizamos competencias de atletismo, judo, ajedrez y natación. A propósito de ello, podemos destacar la participación de tres atletas vueltabajeros en las Paraolimpiadas de Londres 2012, dos en judo y uno en atletismo. 

-¿La ANCI en la provincia cuenta con la estructura necesaria para apoyar a sus asociados ante cualquier dificultad?

Tenemos creadas varias comisiones: de atención a la niñez y la juventud, una enfocada hacia la equidad y género, otra que vela por la protección de la mujer, la del adulto mayor;  las que atienden la historia, proyectos y una jurídica encargada de la ejecución de los estatutos y reglamentos de la asociación. Cerrando septiembre tuvimos 1 498 asociados en toda la provincia, 11 municipios.

-¿Qué tarea realizan con los invidentes que no pertenecen a la ANCI?

Se hace un trabajo de base en los Consejos Populares con los que tienen problemas visuales y no están integrados, los visitamos, en algunos casos se invitan a nuestras actividades para que comprueben cómo se desarrollan los discapacitados en sentido general.

-¿Por qué algunos no se suman a esta organización?

Quizás las personas no buscan apoyo en la organización por complejo o por temor a declarar que tienen un problema visual.

-¿Todo el que tiene un problema visual posee el derecho de pertenecer a la asociación?

Logramos a través de las consultas de Oftalmología conocer a los discapacitados, porque no todo el que tenga un problema visual lo es. Normalmente puede asociarse la persona que es ciega total o baja visión, es decir, 0,30 por ciento de agudeza visual o un campo visual menor a 20 grados, según lo que rigen nuestros estatutos.

-¿Cuáles son los mayores tipos de limitaciones que se les presentan?

En ocasiones, incomprensiones por parte de las personas. Hoy las presentamos con respecto a las barreras físicas, lo mismo  encontramos en la acera una pila de arena que una persona que la rompe para hacer una cometida de agua y después no la arregla, una bicicleta o varias personas obstruyendo el paso. Pero en sentido general, obtenemos bastante apoyo de la población.

Pie de foto: La ANCI reunirá 10 000 firmas en su afán de inclusión social.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris