Facebook Twitter Google +1     Admin

“LUCHAR PARA NO PERMITIR ESTA INJUSTICIA”

20150526021307-krystel.jpg

Fernando González Llort, el Héroe de la República de Cuba, brinda nuevas aristas sobre del caso de los Cinco y el terrorismo de Estados Unidos contra Cuba. Incita a continuar la lucha por la justicia y a conocer las particularidades de la historia.

KRYSTEL ASPILLAGA ROJO,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.
Fotos: Ismael Francisco / Cubadebate.

«Discúlpeme si cometo alguna imprecisión, estoy nerviosa, es mi primera entrevista y es un honor para mi que sea a usted», así le dije a Fernando González Llort. Él me respondió: “¡Ah!, nervioso estoy yo,” inmediatamente comprendí de la humildad de este hombre. El héroe me lo demostró durante 34 minutos de conversación, en los que brindó sus opiniones sobre el caso de los Cinco y el Terrorismo de Estados Unidos hacia Cuba.

-¿Qué acciones se desarrollan actualmente en el mundo y específicamente en Washington a favor de la liberación de los tres héroes que continúan presos?

Nuestro propósito es  mantener un nivel elevado de acciones, no a la altura de una jornada, pero todos los meses, todas las semanas, todos los días, hay una acción por los Cinco en algún lugar del mundo. Hay plantones frente a las embajadas de los Estados Unidos, se envían correspondencias a Obama. El Comité organiza acciones, por ejemplo, se entregaron tres cartas al Papa solicitándole su atención en el caso de los Cinco. En Washington se reeditó la acción de lobby en el congreso y se organiza ahora, detalladamente, la jornada que se desarrollará el próximo septiembre.

-¿Qué influencia puede tener en la lucha por los Cinco la aprobación, en España, de  la Ley Mordaza?

Después de recibir correspondencias de nuestros amigos de todas partes del mundo, incluyendo España, y después de haber visitado este país, me percaté de que en él hay un grupo de militantes solidarios con Cuba, no dudo que dentro de ellos pueda haber alguno que se atemorice por la ley, pero estoy convencido de que la solidaridad con Cuba no se afectará. No tengo los pormenores de ella, pienso que se asemeje a la Ley Patriarca, la cual ha tenido un efecto intimidante para los norteamericanos en la participación de actividades que apoyan la solidaridad, penaliza de manera injusta el derecho de libertad de expresión.

-Obama recibió recientemente una carta de 37 diputados y senadores italianos, como parte de la solidaridad con el caso de los Cinco.

Normalmente el Presidente y su entorno ignoran públicamente estas cosas, yo sé que no las ignoran en el interior, lo que nunca voy a esperar a que lo mencionen, que den una conferencia de prensa y hablen de ese tema. Pero, estoy convencido  de que  en su análisis interior, ellos tienen en cuenta estos elementos. Estoy seguro de que es así, por ejemplo, durante  la resentencia de Antonio, en el año 2009, los fiscales manifestaron su preocupación por la valoración internacional que se hacía del sistema judicial estadounidense, debido a la connotación de la campaña por la liberación de los Cinco.

-¿Por qué la Fiscalía reitera una oposición al habeas corpus para Ramón, Gerardo y Tony?

Hay una combinación de arrogancia con espíritu de venganza, no contra nosotros, sino contra Cuba. Nunca hemos visto el caso de los Cinco como algo personal, sino como parte de un proceso histórico de injerencia de Los Estados Unidos hacia Cuba. A veces, veíamos una argumentación tan clara y lógica presentada por nuestros abogados durante el proceso, pero un fiscal en Estados Unidos nunca va a decir: ellos tienen razón.

-Con el caso de los Cinco se violan enmiendas de la Constitución de Estados Unidos, ¿qué hacer para que el ensayo El Federalista (1) esté vigente y a favor de la causa?

¿Qué hacer?... le corresponde al pueblo norteamericano hacer y pienso que estamos viviendo un momento difícil en ese sentido. En toda la sociedad estadounidense desde el año 2001 se ha producido una situación que en nombre de la lucha contra el supuesto terrorismo se han deteriorado ciertos derechos, incluso constitucionales y se han aprobado leyes que limitan estos derechos y que van en contra del espíritu de El Federalista y del espíritu de la Constitución de Los Estados Unidos. Pienso que este pueblo se irá dando cuenta de ello. ¿Cómo hacer eso en el caso de los Cinco? Es difícil en este contexto. No creo que sea el caso que haga comprender a los norteamericanos el deterioro de sus derechos, sino un conjunto de situaciones que se produzcan en el país.

-¿Qué opina de los editoriales publicados recientemente por The New York Times?

En cuanto a la idea de cambiar al subcontratista gubernamental Alan Gross, por Ramón, Gerardo y Tony, pienso que es una  solución. Sé de la disposición del Gobierno de Cuba de sentarse a conversar con Estados Unidos en este sentido. ¿Qué falta? La voluntad política del gobierno norteamericano. Pero debe llegar la sensatez en algún momento. Además, creo que no puede ser casualidad que un periódico como The New York Times publique seis editoriales seguidos sobre las relaciones Estados Unidos-Cuba, un tema sobre el cual pasan años y no dice nada. Entonces, pienso que las publicaciones se proponen reflejar los intereses de los grandes Círculos de Poder. Nada de esto se hace de buen corazón, ni por parte del periódico ni por el gobierno, la relación con Cuba, tiene una intención: destruir la Revolución.

-A los jóvenes cubanos…

Que se sigan incorporando a la lucha como lo están haciendo, no solo en términos de participación, sino desde el conocimiento de la causa de los Cinco. Hay que conocer la historia del terrorismo contra Cuba, que a los jóvenes de hoy quizás les es lejana, tienen que comprender por qué los Cinco fueron presos y qué estaban haciendo en los Estados Unidos. Se debe luchar no por una cuestión pragmática, luchamos porque de corazón pensamos que como pueblo digno no vamos a permitir que se siga cometiendo esa injusticia.

(1) Ensayo del político liberal estadounidense James Madison y el décimo de The Federalist Papers, una serie destinada a argumentar en favor de la ratificación de la Constitución de los Estados Unidos de América. Fue publicado el 22 de noviembre de 1787 bajo el seudónimo "Publius", el mismo con el cual fueron publicados todos los ensayos de The Federalist Papers. El pueblo estadounidense lo ha empleado como medio para ratificar sus derechos. 

Pie de foto: “De corazón y no por pragmatismo, luchamos contra la injusticia”, Fernando González Llort.

Noviembre de 2014.

 



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris