Facebook Twitter Google +1     Admin

TOCA A LA PRENSA IMPRESA PROFUNDIZAR EN LOS CÓMO Y LOS POR QUÉ DE LOS ACONTECIMIENTOS

20090830043518-cienfuegos.jpg

Afirma Iraida Calzadilla, profesora de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana, en entrevista para la radio cienfueguera.

YOLEXIS RODRÍGUEZ GARCÍA,
Radio Ciudad del Mar, Cienfuegos,
Cortesía para Isla al Sur.

Instruir puede cualquiera, educar sólo quien sea un evangelio vivo. Ejemplo de esta frase es la Máster en Ciencias de la Comunicación, Iraida Calzadilla Rodríguez, periodista y profesora de la Facultad de Comunicación del Universidad de La Habana y del Instituto Internacional de Periodismo José Martí, quien imparte uno de los módulos del diplomado de Periodismo que reciben profesionales del sector en la provincia de Cienfuegos.

-Profesora, a pesar de que el periodismo interpretativo es una materia nueva para muchos colegas de los que se encuentran en esta aula, usted ha hecho del contenido que imparte un conocimiento asequible y ameno, ¿cómo lo logra?

El periodismo interpretativo no es una materia nueva, ya hace más de 60 años esta manera de hacer periodismo la estaban proponiendo, y de hecho desarrollando, los norteamericanos, sobre todo en el reportaje.

Yo lo estoy abordando en la nota interpretativa, género al cual tributa, pero es el menos explicitado teóricamente y, en nuestro país, el menos realizado como producto comunicativo, excepto en la Agencia Prensa Latina, donde sí hay una presencia de esta manera de construir la noticia a partir de ofrecer al público las diversas aristas de la misma.

Y pienso que si realmente ustedes percibieron en mí ese entusiasmo a la hora de explicarlo, es porque creo en éste. Estoy convencida que es una necesidad abrazar nuevas formas de decir a los públicos del siglo XXI. El destinatario de hoy recibe un aluvión de informaciones por todas las vías, o por muchas vías, y ya el qué, el quién, el cuándo y el dónde lo tienen casi de inmediato con la radio, la televisión e Internet; toca a la prensa impresa profundizar en los cómo, los por qué y los para qué de los acontecimientos y no dejar a los receptores sólo en el conocimiento de los hechos factuales, recientes, pero descontextualizados de una realidad más amplia que los involucra como fenómenos sociales. Ese lector de ahora requiere de toda la profundidad de la noticia, de un profesional que se la ofrezca encausada, por eso creo en el periodismo interpretativo.

-Usted ha dedicado 30 años de su vida al periodismo. ¿Qué opinión le merece el periodismo cubano?

No creo que sea la persona más adecuada para dar un criterio tan abarcador: eso toca a otras personas. Yo sencillamente soy una profesora de una Facultad y fui periodista de fila del periódico Granma, consagrada y amante absoluta de su trabajo: eso es lo que he sido.

Partiendo de esas bases de periodista de filas, sí digo que es un periodismo serio y responsable, aunque es verdad que le falta desempolvarse de esquemas, de la manera de construir los mensajes y abrazar nuevas formas de hacer, requiere de una reactualización teórica que tenga su expresión en un diferente hacer de sus producciones; eso es verdad, pero lo que no puede cuestionarse nunca es la manera honesta y comprometida con que trabajamos todos los periodistas cubanos. La mirada, entonces, hay que llevarla al cómo contar las historias.

-¿Escribe ahora para algún medio de comunicación?

Colaboro con medios digitales y alguna que otra vez publico en Juventud Rebelde. Pero de lo que estoy enamorada es de mi proyecto, mi blog personal Isla al Sur, y cuando deseo escribo para ese espacio como quiero expresarme.

Y, sobre todo, estoy apasionada con el proyecto porque es el periódico de mis estudiantes, ahí ellos publican sus trabajos de clase. El que forma periodistas tiene que inculcarles que lo que se escribe es para eso, no para que termine en la distancia reducida de alumno-profesor, y como los muchachos no siempre tienen un lugar, un espacio para esa expresión pública, el blog cubre parte de sus necesidades. No desestimo esta posibilidad que realmente ha consolidado un respetable número de visitas mensuales.

-Si tuviese la oportunidad de volver a estudiar, de regresar el tiempo atrás, ¿qué carrera seleccionaría?

Periodismo, sin duda. Y después de ejercerlo, docente. Igual ciclo, pero mejor.

-¿Es su libro La nota, una bibliografía obligatoria para la superación de los comunicadores?

De ninguna manera es obligatoria, es sólo un aporte didáctico para los estudiantes y los interesados en el periodismo: un pequeño volumen, una recopilación de lo más actual sobre el género. Pero nada forzoso, hay demasiados teóricos, demasiada gente grande en el mundo estudiando todo lo que tiene que ver con los procesos del periodismo, con los géneros, con los discursos periodísticos, como para que una crea que un pequeño volumen escrito a partir de las propias clases sea algo obligatorio. Es una modestísima colaboración hacia el camino del conocimiento.

-¿Tiene algún otro texto en proyecto?

Está en proceso un libro también didáctico sobre el reportaje. Pero los detalles los reservo. Puede ser algo novedoso.
 
-Por último, profesora, ¿qué le pudiera aconsejar a esos jóvenes cienfuegueros que se preparan en el quehacer periodístico?

Que estudien a conciencia, el tiempo de Academia es imprescindible. Estar preparados hoy es una necesidad, somos periodistas del siglo de la información, de la comunicación, y de un público cada vez más exigente. Ese público merece todo nuestro respeto.

 

 

29/08/2009 21:35 islalsur #. Pensar el Periodismo


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris