Facebook Twitter Google +1     Admin

INTERPRETAR DESDE UNA RIGUROSA PREPARACIÓN PROFESIONAL

20090428054033-equipo-6.jpg

Tema VI: Abraham Santibáñez y el periodismo interpretativo.

JAVIER ORTIZ HABER,
KARLIENYS CALZADILLA,
TAN NGUYEN,
LORENA SÁNCHEZ,
estudiantes de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

Abraham Santibáñez, periodista titulado de la Universidad de Chile, colabora permanentemente en diversos medios sobre temas periodísticos y relacionados con la aplicación de las nuevas tecnologías y ha dedicado, junto a la práctica del periodismo, una parte importante de su vida a esta enseñanza.

Es autor de varios libros y obras, entre los que se encuentran “Tras la esquiva mariposa azul. Periodismo, ética y nuevas tecnologías”, “Dios en la Prensa”, “Internet News Reporting”, “La Ética Periodística en el nuevo milenio”, “5 preguntas (y sus respuestas) para entender el Periodismo: De Guttemberg a Mac Luhan, pasando por Fray Camilo”, “Géneros Periodísticos”, “Los diarios secretos del Che” y “Periodismo Interpretativo: los secretos de la fórmula Time”.

Entre los temas más abordados por él, destaca el periodismo interpretativo, el cual define: “Interpretar desde el punto de vista periodístico, consiste en buscar el sentido a los hechos que llegan en forma aislada. Situarlos en un contexto, darles un sentido y entregárselo al lector no especializado. Por exigencia profesional, además, esta interpretación debe tratar de prescindir de opiniones personales, debe basarse en hechos concretos y en opiniones personales y que sean pertinentes y debe ser representado en forma amena y atractiva.” (Santibáñez: 1983, 81)

“No es información en el sentido tradicional más estrecho porque no se limita a dar cuenta de un hecho o acontecimiento, sino que trata de profundizar y explicárselo al lector, incluyéndolo dentro del marco de referencia más amplio (contexto) y señalando sus raíces y eventuales proyecciones. Tampoco es opinión, porque en esencia trata de que las afirmaciones que se incluyan,  tengan respaldo, sean atribuidas a personas con autoridad para emitirlas, y no sean simples comentarios desde el punto de vista personal o ideológico del autor.” (Santibáñez: 1983, 82)

Según Santibáñez, “al concebir la revista Times como un servicio para el hombre ocupado, el cual necesita tener sus noticias mejor organizadas, simplemente para mantenerse informado, echaron las bases de la revolución del Periodismo Interpretativo.” (Santibáñez: 1995, 8)

“Solo con la sistematización y profesionalismo de esta profesión, que se produjo desde inicios del siglo XIX, se hizo cada vez más nítida la diferencia entre informar (relatar los hechos) y opinar (comentarlos).” (Santibáñez: 1995, 11). Con la mezcla de opinión e información nace el periodismo de explicación, el cual tiene un espíritu pedagógico y un afán de orientación.

Cuando hablamos de este tipo de periodismo, no nos referimos solo a noticias, tampoco a opiniones: hablamos de un esfuerzo por mostrarle al público las tendencias más profundas de los acontecimientos, su contexto, significado y proyección. Para el cumplimiento de este propósito se requiere de algunas condiciones básicas: un profesional debidamente capacitado, recursos y un clima adecuado.

“Para interpretar -afirma- el periodista debe tener una rigurosa formación. Debe saber, en primer lugar, de qué se está hablando, que pueda formular las preguntas adecuadas a las personas adecuadas, que tenga acceso a la documentación necesaria y sepa leerla e interpretarla, que posea facilidades en el uso del idioma para entregar, de manera accesible, el resultado de sus entrevistas, observaciones e investigaciones, siempre bajo un estricto respeto de las normas éticas. No basta con la erudición, tampoco con la simple facilidad de expresión.” (Santibáñez: 1995, 16)

“Todavía hay quienes creen que al público se le pueda ofrecer gato por liebre y darle seudorreportajes bajo la brillante idea del periodismo interpretativo.” (Santibáñez: 1995, 16-17)

“El periodismo requiere de un mínimo apoyo en la sociedad. Obviamente necesita libertad, pero esa libertad no basta que esté garantizada por la ley.” (Santibáñez: 1995, 17)

Y sigue profundizando Santibáñez: “La censura fue una de las causas que generó un círculo vicioso del cual todavía no hemos salido. Las limitaciones hicieron más arriesgado el papel del periodismo y cada uno tomó el camino que le dictó su conciencia o que pudo tomar. Es evidente que todos no hemos sido todo lo decisivos para hacer una reflexión sobre nuestras debilidades, y tal vez ello nos tiene algo confundidos.” (Santibáñez: 1995, 18)

Se refiere, además, a la necesidad de saber cuándo y cómo debemos opinar, reflexionar, porque es obvio que no toda situación periodística puede ser objeto de interpretación, y este tipo de periodismo no es el único válido. Hay circunstancias que  limitan gravemente su aplicación, incluso hasta el punto de anularlo. Se puede afirmar que el Periodismo Interpretativo es, tal vez, el que ofrece mayores posibilidades tanto para el periodista como para el lector.

“Para este mundo que corre el riesgo de ahogarse en una forma aún no suficientemente valorada de contaminación noticiosa, en el cual el sueño de la pequeña aldea puede convertirse en pesadilla. Nuestra respuesta, con todas sus limitaciones, está precisamente en este género.” (Santibáñez: 1995, 19)

“Si se quiere un profesional realmente capacitado para entender los problemas y los complejos desafíos de la actualidad, hay por lo menos dos requerimientos cuyo nivel es indiscutiblemente universitario: la exigencia ética y la capacidad de manejar la interpretación. Sólo así se podría servir veraz, leal y oportunamente a quien requiere una orientación en el fárrago de los acontecimientos políticos, nacionales o internacionales, económicos o culturales, artísticos o científicos, que superan el campo necesariamente limitado del simple cazador de noticias. (Santibáñez: 2004, 2)

Actualmente, con el surgimiento de Internet, se ha agravado el problema que motivó a Henry L. Luce y a Briton Hadden a fundar la revista Times. Si hace ochenta años había un caos informacional en un mundo de telégrafos y ferrocarriles, ¿qué pasará en nuestra modernidad de redes y multimedia, donde se genera mucha más información de la que el hombre jamás soñó? Es indudable que el periodismo interpretativo cobrará mayor necesidad en una multitud atiborrada de noticias que, gracias a las nuevas tecnologías, se pregunta con más frecuencia ¿qué pasa? y ¿a dónde vamos?

Bibliografía:

Santibáñez, Abraham: “La interpretación como clave periodística”. En:             http://fcom.altavoz.net/prontus_fcom/. Consultado: marzo 09, 2009.

Santibáñez, Abraham: “Periodismo interpretativo y nuevo periodismo”. En: books.google.com.cu/. Consultado: marzo 08, 2009.

Santibáñez, Abraham: “Periodismo interpretativo: los secretos de la fórmula Time”. En: books.google.com.cu/  Consultado: marzo 10, 2009.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris