Blogia
Isla al Sur
Chollo del día - Auriculares inalámbricos Logitech 33,60 € 90 € -63%

SOÑAR EN VIOLETA

SOÑAR EN VIOLETA

Un mundo de amor y esperanza colman de luz la vida de una niña limitada visualmente.                    

YOHANA LEZCANO LAVANDERA,
estudiante de primer año de Periodismo,
Facultad de Comunicación,
Universidad de La Habana.

Rayma González Benítez ve el mundo color violeta. Para ella, esta tonalidad no es realeza, lujo, elegancia, respeto, amor, ternura o fidelidad. Tampoco simboliza frialdad, tristeza ni imprudencia.

El violeta, más que un color, significa para Rayma su forma de figurarse el entorno, el modo de conocer la vida. Esta adolescente de 13 años presenta atrofia del nervio óptico, enfermedad que la priva de uno de los más importantes sentidos: la visión.

A pesar de su dificultad, esta pionera pinareña no pone barreras en el camino; al contrario, vive cada día con el reto de crecerse ante los problemas.

-¿Por qué tu color favorito es el violeta?  

Lo prefiero porque tiene un nombre muy hermoso, que es también el de una flor con un olor exquisito. Además, muchas descripciones que he escuchado coinciden en que brinda una sensación de bienestar maravillosa. Yo lo identifico con prendas de vestir, regalos u objetos que aprecio mucho y constituyen para mí un recuerdo.

-¿Cómo reconoces a tus padres?

Yo conozco a las personas por la voz generalmente, pero cuando son seres más allegados a mí, los identifico por sus características. Por ejemplo, a mi mamá la distingo por sus brazos, por su piel. A mi papá, por sus manos y también por su gran tamaño. Mis padres son magníficos, tenemos muy buena comunicación, son las personas más importantes de mi vida.

-Tu primaria la cursaste en la

escuela especial José Martí,

¿recuerdas el primer día de clases?

Mi primaria constituyó una etapa decisiva dentro mi formación. La primera voz que escuché fue la de mi maestra de preescolar, con quien comencé a aprender Braille. Para ello utilizamos unos utensilios llamados clavijeros, luego vino la regleta y por último la máquina, ya en segundo grado. El estudio de este sistema -mi forma de leer y escribir-, me resultó un poco difícil, fundamentalmente la familiarización con los puntos y las combinaciones de las letras.

-¿Cómo asimilaste el cambio

de la enseñanza especial a una

secundaria básica urbana?

El problema consistía en que la secundaria especial más cercana está en Ciudad de La Habana, por lo que era mejor insertarme en  una secundaria básica urbana radicada en Pinar del Río. Además, yo me sentía apta para asumir el desafío.

Al principio me fue un poco mal, pero afortunadamente, me adapté bastante rápido. En ello influyeron mucho mis maestras y mis compañeros.

A propósito, en mi grupo existe un círculo de interés sobre la enseñanza del Braille. Ahora yo no me tengo que preocupar por   ponerme al día cuando falto, pues mis amiguitos hacen fila para actualizarme las clases, ansiosos por escribir con la máquina Braille. Esto también tiene sus desventajas, porque entonces todos me encuentran las faltas de ortografía (entre risas).

-¿Cuándo fue la primera vez

que te separaste de tu hogar?

En la primera acampada realizada en mi escuela primaria y luego durante el IV Congreso Pioneril. Próximamente asistiré a la escuela al campo, no importa que coincida con mi cumpleaños, si me tengo que quedar, pues me quedo.

-¿Qué enseñanza te aportó

el congreso pioneril?

Constituyó una experiencia inolvidable, tuve la posibilidad de representar a mi escuela y reunir los criterios de los pioneros pinareños para compartirlos con estudiantes de otras provincias del país. Intervine en el tema de los beneficios que nos aportan los instructores de arte y los softwares educativos. Me impresionó mucho el momento que dedicamos en el evento a Fidel, como el pionero mayor.

-¿Asignaturas difíciles?

En estos momentos, ninguna. Anteriormente la Física por todas las ecuaciones relacionadas con la fuerza de gravedad, la posición y el tiempo. Las asignaturas que más disfruto son Español, Historia y Computación, esta última la puedo utilizar gracias al sistema Jaws, el cual me dice lo que voy haciendo. No me gustan mucho ni la Matemática ni el Inglés.

-¿Qué te motiva a escribir poesía?

A mí me gusta muchísimo leer, me divierto haciéndolo. Quizás ese amor por la lectura es lo que influye en mi inclinación hacia la creación de poemas. He escrito sobre temas como la familia, el amor, el ahorro energético y del agua, y sobre el Día de las Madres. Mis escritores favoritos son Dora Alonso, Onelio Jorge Cardoso y José Martí, aunque no cuento con toda la literatura que quisiera, pues es muy difícil encontrar libros en Braille, ni siquiera los de las asignaturas los puedo leer, necesito de alguien que lo haga por mí para poder estudiar.

-¿Por cuál otra manifestación

artística sientes inclinación?

Me encanta cantar, como miembro del coro de la escuela y como solista participo en matutinos, galas, actos revolucionarios, en actividades del CDR y en las del trabajo de mi mamá. Creo que este gusto por la música lo adquirí escuchando radio, uno de mis pasatiempos favoritos.

-¿Cuáles son tus aspiraciones?

Quiero ingresar en el Instituto Preuniversitario de Ciencias Exactas (IPVCE) Federico Engels, porque allí se imparten clases excelentes, pienso quedarme becada para no perder ni un instante de estudio y de convivencia con mis compañeros. Me preparo desde ahora para las pruebas de ingreso, pero pienso que sea fácil.

Todavía no estoy decidida en cuanto a una carrera universitaria, aunque me gustaría la Psicología, el Derecho o el Periodismo. Lo que sí tengo definido es que, independientemente del curso que tome mi vida, quiero seguir cantando y llegar a convertirme en escritora.

Rayma terminó séptimo grado con 10 puntos (máxima calificación en la enseñanza secundaria), es monitora de Física, participó en concursos de conocimientos de Español, Biología e Historia, es vicepresidenta de su destacamento y resultó la alumna más integral a nivel de grupo, sobre todo, por su activa participación en las Brigadas Estudiantiles de Lucha contra el Aedes aegypti (BELCAA)

Es una persona muy optimista y segura de sí misma. Ella no dejará que los obstáculos le frustren el futuro. Su tenacidad, sencillez, su amor a la vida y lo inmenso de su alma demuestran que lo realmente esencial es mirar con los ojos del corazón.

Ficha técnica:

Objetivo central: Demostrar que Rayma González, a pesar de su limitación visual, tiene metas por las que luchar en su vida sin ponerse impedimentos.

Objetivos colaterales: Indagar sobre su vida escolar y su relación con sus padres, compañeros de aula y maestros. Ver el reto al que se enfrentó cuando cambió de la escuela primaria especial a una secundaria básica urbana. Mostrar sus gustos y conquistas, como haber participado en el IV Congreso Pioneril.

Tipo de entrevista:

Por su forma: Clásica (de preguntas y respuestas)
Por su contenido: De Personalidad

Tipo de título: Llamativo
Tipo de entrada: De presentación
Tipo de cuerpo: Por su forma: Clásica (de preguntas y respuestas); Por su contenido: De Personalidad
Tipo de conclusión: De opinión o comentario del entrevistador

Fuentes consultadas:
Milagros Benítez (Madre de la entrevistada), fuente directa y no documental
Rayma González (Entrevistada), fuente directa y no documental

0 comentarios